Todas las mascotas requieren sus cuidados especiales, con la finalidad de que se puedan crecer y desarrollarse de manera plena. Este principio es válido para cualquier especie de animal que se tenga como compañía y parte de la familia, incluso aquellos que aparentemente solo necesitan comida como es el caso de los peces, los cuales, además de la limpieza de su hábitat y de su comida, es importante que cuenten con aditamentos como un termostato y una fuente de oxígeno. ¿Cuáles son los motivos? En las siguientes líneas mencionaremos algunos de los más importantes temas al respecto.

Quizá parezca obvio, pero no lo es. Del mismo modo que pasa con las personas, los animales, aunque vivan en el agua, sienten frío o calor. En el caso específico, de los peces, debido a que los cambios de temperatura son más bruscos en el agua, es importante regular su temperatura por medio de un termostato.

El agua en el que se encuentran los peces va perdiendo sus nutrientes. Por ejemplo, la cantidad de oxígeno con la que cuentan va disminuyendo. Sin oxígeno, aunque estén en el líquido, los peces no pueden vivir, cómo es el caso de muchas especies en el planeta Tierra. ¿Cómo se puede solucionar esto? Por medio de la integración de una fuente de oxígeno en la pecera.

Es importante mencionar que este complemento debe estar ajustado a las dimensiones del hábitat en la que se encuentren las mascotas. Es importante que también se pueda regular la intensidad con la que sale el oxígeno, con la finalidad de que la integridad de los peces no se vea comprometida en prácticamente ningún momento.

Cabe destacar que es totalmente necesario que el hábitat en el que se encuentran los peces sea limpiado constantemente, para evitar que se surjan hongos y bacterias.

DEJA UNA RESPUESTA

Ingresa tu comentario
Por favor ingresa tu nombre